30 oct. 2014

MIS REFLEXIONES EN UNA FRASE....


En la vida no se pierden amigos, sólo se descubren quiénes son los verdaderos desgraciadamente... © Mar Galván

La humildad es la clave del éxito, quien es humilde llega a la cima, pero ser humilde no quiere decir "dejar que pasen por encima de ti". © Mar Galván

El silencio es el único amigo que jamás traiciona. © Mar Galván

Rodéate de gente que te valore por como eres no por quien eres. Estos son los verdaderos amigos. Para lo bueno y lo malo. © Mar Galván

La credibilidad no se compra, se genera. © Mar Galván

Nunca podrás quedar bien con todos, hacer lo que uno quiere respetando a los demás, pero no dejando que sus opiniones regulen tu vida. © Mar Galván

La humildad nos abre las puertas al aprendizaje y cierra las puertas a la soberbia. © Mar Galván

Nadie podrá adueñarse del pensamiento, el verdadero te incluye a ti y el de la verdad no excluye a nadie. © Mar Galván

En una prenda no importa el diseñador, si no cuántas miradas atrapa. © Mar Galván

Enamorarse consiste simplemente en descorchar la imaginación y embotellar el sentido común. © Mar Galván

No hay tristeza mayor que las lágrimas por su perdida. Se apagó una de las sonrisas de mi vida. La vela que acompañaba mis letras en la noche, se fue el valor, el sentimiento, el corazón inmeso que transmitía. Esto va por ti amigo... © Mar Galván

Pienso y temo despertar sin ti, te sueño y temo que se acabe el sueño, te beso y temo que al acabar no sean tus labios los que beso, te deseo y temo que no seas tu quien me deseas a mi. Te amo, pero temo no encontrar tu amor.© Mar Galván

La vida no se mide por cada aliento que tomamos sino por las cosas que nos quitan el aliento. © Mar Galván

© 2014. Esencia de Háfida., © Mar Galván, 

2 comentarios :

  1. Gracias por tu comentario, José Ignacio, me alegro que te haya gustado

    ResponderEliminar

Me dejas tu opinión.....

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

UN MUNDO MÁGICO

Calibrando La Vida

Calibrando La Vida
La Libertad de la Mente. Mar Galván